Pedazos de un libro 1.

Todo era un compendio de cosas revueltas para ella. Emociones, belleza, intriga. Todas ellas, unidas al deseo, hacían de la atracción que sentía hacia él, una ansiedad extrema.

Estaba vistiéndose y sólo pensaba si él le gustaría, aquella camiseta que dejaba uno de sus hombros al descubierto.
-Creo que sí, es bonita, y este gris azulado le va muy bien a mis ojos…..Sí. Me gusta…..-volvía a darse otra vuelta- Pero le gustará a él??- Y porqué no?. Siempre me dice que estoy preciosa…-

Sin dejar de mirarse al espejo y sonreír, de nuevo dejaba atrás la realidad y daba paso, a la que irremediablemente se había convertido en la mayor de sus pretensiones. Sentirle y no morir después de hacerlo. Mientras su mente vagaba por sus sueños, iba dando vueltas por la habitación como una peonza, con los brazos abiertos y hablando en voz alta.

-¡¡Quiero que te quemen las ganas de volver a verme. Que cuando pienses en ese momento, las mariposas se salgan de tu estómago y te nublen la vista (para que así no puedas ver mis imperfecciones). Que se ilumine tu cara y sonrías cuando te acuerdes de mi. Quiero ser el motivo de tu felicidad…¡¡.

Y seguía girando, despacio, intentando detener el tiempo con sus pensamientos.

Pedazos de un libro 2.

Al despertar se dio cuenta de que la luz que llegaba a sus ojos era artificial. Una decena de grandes ventanales  alrededor de la estancia, permanecían cerrados y mudos al dolor.

Enormes cortinas colgaban casi desde el techo. Se desplegaban como abanicos rotos, arrastrando por el suelo sus deshechos.

Frente a la hermosa y antigua cómoda, la cama matrimonial, servía de apoyo a un gran espejo que se desmoronaba ya apenas sin aliento.

Lo que más llamó la atención a Zoe, todavía adormilada, fue un inmenso baúl, tallado con escenas que no llegaba a comprender, aunque no quiso perder el tiempo intentando averiguar lo que más tarde le vendría dado.

Prefirió dejarse arrastrar por aquellos labios que bajando por su espalda le gritaban a su piel,  aquella cálida lengua que sin tregua buscaba su boca.

– Sí -dijo ella- sigue por favor. ¡¡Sigue¡¡. Ahora no. Otra vez no. No me hagas sufrir más. ¡¡Me vas  a volver loca¡¡.

Una voz masculina le contestó:

-Sufrirás tanto como yo quiera que sufras. Todo tiene un precio y tu estás pagando el que te corresponde. Recuerda que fuiste tu quien decidió empezar todo esto. Ya te advertí que no sería fácil, pero no me hiciste caso. Ahora, niña bonita, sólo vivirás para hacer realidad mis sueños…..

Al rico brownie……..¿en tres minutos?.

Como me decía y mi padre, y aun sigue haciéndolo: ” todos los días son días de aprender”. Sí, suena un poco redundante, pero así es como me lo enseñó y así será para siempre.

Hoy he recibido un mail con una receta de cocina. Y como siempre quiero compartirla.  Es tan sencilla, tan rápida y sale tan rica……que será una tentación.

Se trata de hacer un brownie de chocolate en tan sólo tres minutos.

INGREDIENTES:

  • 4  cucharadas  soperas  de azúcar
  • 4  cucharadas  soperas  de  harina
  • 2  cucharadas  soperas  de   cacao en polvo
  • 2  cucharadas  soperas  de   leche
  • 3  cucharadas  soperas  de    aceite
  • 1  huevo

Se pueden hacer algunas rectificaciones, como por ejemplo, sustituir el aceite por mantequilla, pero, eso sí, que no esté recién salida del frigo, un golpecito de microondas y lista.

Otra cosa, el cacao. Se puede utilizar cualquiera, incluso nesquik. Yo además le puse unos trocitos de un chocolate puro.

Con respecto a la harina, yo he puesto mitad  de trigo y mitad maizena para darle más suavidad. Pero ya sabemos que hay personas intolerantes al gluten, así que tendrán que utilizar o sólo maizena o mitad harina de arroz y mitad maizena. Se pueden hacer incluso integrales.

Y con chocolate blanco?????

Y de helado rocher?????????

Y de…………………

Vale vale, ya sé que imaginación os sobra, así que lo dejo a vuestra elección.

PREPARACIÓN:

Yo he utilizado un bol de cristal mediano, por comodidad, pero una vez hecha la masa y para que quede más bonita la presentación, la podemos distribuir en jarras, vasos, tazas etc.

Ponemos el azúcar, la harina y el cacao y lo mezclamos. Añadimos el huevo y seguimos removiendo. Para terminar, la leche y el aceite. Metemos en el microondas tres minutos y LISTO.

Tenemos un estupendo y riquísimo brownie que se ha hecho mientras preparábamos un delicioso café.

A que mañana te apuntas a esta merienda?

Pues no esperes. Sorpréndelos en la cena con un postre especial.

Lo acompañáis con helado en forma de olas y vamos, triunfáis.

Quién se atreve a contarme su experiencia?

Patatas a la crema (apta para celíacos)

FullSizeRender-6

Una manera fácil y rápida de preparar una cena. Como siempre intentando que sea sana y apta para celíacos. Así que los ingredientes que he utilizado son bajos en grasa y sin gluten. La leche además es sin lactosa.

Porque quiero que todo el mundo pueda disfrutar de mis recetas.

INGREDIENTES: (para 4 personas)

  • 2 patatas medianas por persona
  • 2 cucharadas de mantequila (rasas)
  • 1 cucharada sopera de harina
  • 200 ml. de leche
  • 200 ml. de nata
  • sal, pimienta, nuez moscada (opcional)
  • curry (opcional)

PREPARACIÓN:

Pelamos las patatas y las troceamos en rodajas como de medio centímetro de espesor

Ponemos en una cazuela un fondo de agua (como 2 cm.) con sal, y ponemos las patatas dentro. La tapamos y llevamos al fuego para que se hagan al vapor. (también podemos utilizar la Thermomix, una vaporera, o simplemente hervirlas, aunque ya sabemos que así pierden propiedades). Las patatas deben quedar más bien enteras. Así que el tiempo dependerá del método de cocción que utilicemos. (unos 30 minutos como máximo)

Cuando vemos que las patatas ya casi están, ponemos en una sartén la mantequilla. Cuando esté derretida añadimos la harina y removemos hasta que tome color. Vamos añadiendo la leche tibia (calienta un minuto en el microondas) para que ligue la salsa como una bechamel.

Añadimos la nata y seguimos removiendo. Salpimentamos generosamente. La nuez moscada y el curry son opcionales.

Regulamos el espesor de la crema con agua de la cocción de las verduras, hasta que quede como una bechamel más bien clarita.

Ponemos las patatas en una fuente, cubrimos con la crema, le picamos unas lonchas de york por encima y le rallamos un trocito de queso en el momento (si tenemos queso rallado también se puede utilizar, yo le he puesto un semicurado para darle saborcito).

Yo las he acompañado con unas mini bolitas de carne picada que me había sobrado de hacer unas hamburguesas. Le he puesto unos huevos a la carne y han quedado muy jugosas.

FullSizeRender-4

Ya he dicho que los ingredientes son bajos en grasas y sin gluten. Así que a comer todo el mundo.

Pequeños mensajes 28.

Photo

Pequeños mensajes 27

FullSizeRender-2

Desvisto mi sensualidad.

images-6

Como me gusta navegar por tu cuerpo.

Dejarme llevar por sus impulsos y remover tus instintos con mis movimientos.

Obligo a mi lengua a trazar caminos,

para que mi boca no deje de perseguir tus deseos.

Y es tan fuerte la marea que provoca,

que aún puedo sentir el movimiento.

Y lo siento…..

Y te siento…..

Ensalada templada de pollo (apta para celíacos)

Para mi es una cena o incluso una comida perfecta.
Las ensaladas se pueden preparar calientes, frías y de cualquier cosa que nos pase por la imaginación. Con sardinas, cítricos, frutas, dulces, verduras, bacalao. Todos y cada uno de los ingredientes tienen importancia (al igual que los protagonistas de un buen libro) cada cual tiene su lugar en la receta.

INGREDIENTES: para dos  personas:

125 g. de lechuga
125 g. de espinacas
200 g. de pollo
1 pera
1 naranja
1 manzana
1 cebolla
30 dl. de aceite
115 dl. de vinagre
sal

PREPARACIÓN:

Ponemos en una ensaladera la lechuga (las que vienen embolsadas ya traen la zanahoria y alguna que otra hortaliza). Yo prefiero este tipo de ensaladas porque no se desperdicia nada y tienes una gran variedad. Le pones las hojas de espinaca troceadas con las mismas manos, no es necesario que queden del mismo tamaño. Picamos el tomate, la naranja, la pera, y todo lo que os apetezca añadirle.
Aparte picamos la cebolla en tiras, el pollo en daditos, le ponemos una pizca de sal y reservamos.

Ponemos al fuego una sartén con un chorrito de aceite mínimo, como dos cucharadas, y cuando esté templado le añadimos la cebolla que tenemos reservada en tiras..

La dejamos hacer a fuego medio sin dejar que tome color, cuando vemos que está transparente le añadimos el pollo, mezclamos un poco y dejamos hacer unos minutos. En cuanto el pollo adquiera otro tono (sólo ha de cambiar su color, no muy hecho) echamos el vinagre, y subimos el fuego un poco para que evapore pronto. Cuando empieza a evaporar el vinagre, el pollo adquiere un tono morenito. Lo apartamos del fuego, esparcimos por encima de la ensalada y listo para comer, que hay que tomarla templada, no fría.

Thermomix. Merluza con patatas (apta para celíacos)

En días como hoy de eterna tormenta creo que a todos nos apetece tomar algo calentito.

He dado unas cuantas vueltas al congelador y como siempre el pescado gana la partida a la carne. Ahora toca dar las mismas vueltas a la cabeza y decidir que hago con él.

No me voy a complicar, eso lo tengo claro, voy a echar un vistazo al blog de mis amigas Thermorecetas que como siempre me dan solución a todo.

Et, “voilá”, una merluza con patatas es ideal.

Un plato de cuchara si lo dejamos caldosito y de mojeteo si lo espesamos. De cualquier manera perfecto y en un momento.

Leer el resto del artículo »

Citas (John Steinbeck)

Una frase llena de sabiduría:

“De todos los animales de la creación el hombre es el único que bebe sin tener sed, come sin tener hambre y habla sin tener nada que decir”

John Steinbeck

Será por eso que yo prefiero beber poco, y a ser posible un buen vino.

Comer lo que  me gusta y compartirlo con quien realmente quiero .

Y quedarme con la inmensidad que me transmite EL SILENCIO